Características de los pisos en el Eixample

15.02.2017

Vivir en el centro de Barcelona es algo muy deseado por gran parte de la población de la Ciudad Condal y lo cierto es que existen multitud de pisos en el Eixample maravillosos.

Esta zona es una de las más nuevas del centro de la ciudad y en la que además se encuentra la gran mayoría de los edificios más emblemáticos de esta ciudad de la costa del mediterráneo.

Este barrio del centro de Barcelona, fue remodelado por el ingeniero urbanista catalán Ildefonso Cerdà a lo largo de la década del 1850. Dicho urbanista tenía una debilidad: los trazos rectos.

Este es el motivo por el cual todos los edificios que contienen estos maravillosos pisos del Eixample forman parte de una cuadricula y gracias a esto es muy difícil desubicarse en esta zona.

A partir de la remodelación del urbanista Cerdà, y en base a su diseño, comenzó la construcción de los edificios de una de las zona de Barcelona con más encanto.

¿Qué buscan los compradores en los pisos del Eixample? 

Se trata de un centro urbano en el que todos los edificios tienen un carácter moderno, con más de 100 años a sus espaldas y que son los encargados de aportar el encanto de la zona.

Así pues, poseer uno de estos pisos en el Eixample es poseer un inmueble en pleno corazón de la ciudad de Barcelona. Es en esta zona en la que encuentran la gran mayoría de las tiendas más importantes y oficinas, ya que es el centro neurálgico empresarial de Barcelona.

Los compradores interesados en estos pisos, buscan poder vivir en una zona estratégica de Barcelona, es decir, estar cerca de todo y además poder disfrutar de las vistas que les ofrece su nuevo barrio.

Edificios emblemáticos entre pisos del Eixample

La Fundació Tàpies. Edificio diseñado por Domènech i Muntaner en el año 1880, fue el primer edifico de este distrito que aunaba la tipología y tecnología industrial junto con acabados en hierro y ladrillo visto.

La Casa Milà. Se trata del edifico conocido popularmente como La Pedrera. Fue construido entre el 1906 y el 1912, y posteriormente declarado patrimonio Mundial de la UNESCO en el año 1984.

La Casa Terrades. Conocida entre los ciudadanos de Barcelona como la "Casa de les Punches", casa de los pinchos en castellano, este nombre es debido a las formas de las cúpulas del edificio. Considerado un tesoro modernista, fue encargado por el industrial Bartomeu Terradas al arquitecto Puig i Cadafalch en el 1905 para regalárselo a sus tres hermanas.

Estos son algunos de los edificios modernistas situados en el corazón de Barcelona y que convierten al barrio del Eixample en uno de los más bonitos de Barcelona.

Si estás pensando en vender pisos en el Eixample, nuestros profesionales te aconsejarán y buscarán al comprador más adecuado para tu inmueble.